DestacadoMALVINASNACIONALESRECURSOS NATURALES

Los colonos británicos que usurpan las Islas Malvinas, extenderán 10 años las licencias pesqueras que otorgan de manera ilegal

Un documento público del gobierno ilegal de ocupación británica en Malvinas, informa sobre el acuerdo alcanzado entre el sector público y el privado respecto a la administración de los recursos pesqueros, se traducirá en una extensión de las licencias de pesca por 10 años. Una “política de estado” de garantías jurídicas para garantizarse inversiones a largo plazo más allá de lo que se ponga en marcha el 10 diciembre como proyecto de Gobierno desde el binomio Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner, y lo pueda suceder el día 12 con relación al Brexit.

Todos aquellos que realizan un seguimiento sostenido y profundo sobre la situación colonial británica en el Atlántico Sur, coinciden que “la ocupación inglesa en Malvinas tiene olor a pescado”. Hecho que se entiende cuando se comprueba que los ingresos por la venta de licencias pesqueras, representan para sus colonos entre el 35 y 50% de su Producto Bruto Interno y entre el 25 y el 30% de los ingresos totales del gobierno de usurpación.

Por lo tanto, la importancia de la pesca para el desarrollo de los ilegítimos ocupantes “es clave”; y con la extensión de las licencias, “buscan fortalecer la inversión extranjera”. Así lo describe la periodista Karina Fernández de la Revista Puertos de la ciudad chubutense de Puerto Madryn, en referencia al contenido de un documento titulado: Recommendations for Implementation” (Recomendaciones para la Implementación) emitido por la Dirección de Recursos Naturales de los colonos británicos en Malvinas, el 30 de octubre de 2019.

La información del medio de prensa, remite a febrero de 2018, fecha en que el gobierno de ocupación “encargó a la consultora Terra Moana de Nueva Zelanda una revisión de su sistema de cuotificación. Un tipo de informe SOFIA de fortalezas, debilidades y proyecciones”. Recomendaciones que permitieron diseñar “un sistema de adelantamiento de concesiones, establecer capturas máximas para peces, fortalecer la investigación y profundizar el trabajo, antes de cuotificar el calamar Illex argentinus”.

Así, a partir de las recomendaciones recibidas, el Falkland Islands Government; el gobierno colonial isleño y la asociación de empresas pesqueras, “elaboraron un documento que fue concluido en mayo de este año, donde se exponen las modificaciones sobre la administración de los recursos pesqueros que aplicarán en los próximos años”.

“Desde hace 13 años están funcionando bajo un sistema de cuotas que según indican, les ha permitido atraer inversiones, incluso algunas de generadoras de valor agregado; una mayor recaudación de impuestos y una consecuente inversión en investigación.  Pero el número reducido de participantes del sector pesquero, podría generar estancamiento y consideran que la concesión a corto plazo de las cuotas individuales transferibles (CITs) podría ir en detrimento de su desarrollo”, se detalla.

“La consultora hasta sugirió otorgar licencias a perpetuidad, pero (se) consideró que no están listos para un enfoque de ese tipo y además se especificó en el documento elaborado por los sectores público y privado; que el gobierno no estuvo de acuerdo. Por lo tanto, se decidió que se seguirán otorgando cuotas con un período fijo de renovación que se abrirá en 2021, diez años antes de la fecha de caducidad”, agrega el medio.

Con relación a los “criterios de renovación”, se establece como requisito “que las compañías estén compuestas al menos en un 51% por capitales de las islas”. Y aquellas empresas que busquen asociarse con los capitales británicos en las islas, “serán valoradas por sus balances o sus activos, tomando en cuenta las ganancias futuras que implicaría esta asociación”.

Así, las cuotas individuales transferibles pesqueras o licencias, “se otorgan por 25 años”, y con posibilidad otorgar “15 años adicionales a partir de 2031, quedando en manos de las empresas las cuotas hasta 2046”.

En primera instancia la medida alcanza a los peces de aleta, proyectando ampliarlo al calamar illex.

“Desde la consultora -señala el medio- indicaron que, aunque existe un amplio consenso” entre el sector industrial y el gobierno de ocupación “para cuotificar el calamar Illex argentinus, se requiere más trabajo para desarrollar políticas y mecanismos detallados. Particularmente con respecto a la asignación” de cupos.

“Ante esta recomendación decidieron encomendar al Director de Recursos Naturales que desarrollase propuestas, incluyendo opciones de asignación para ingresar al sistema de cuotas el calamar illex”, concluye.

FUENTE: revistapuerto.com.ar