En Notas

El gobierno argentino ensaya una negociación con Gran Bretaña a partir de la necesidad de vuelos de los isleños malvineros

El gobierno argentino ensaya una negociación con Gran Bretaña a partir de la necesidad de vuelos de los isleños malvineros

9 de mayo de 2022 13:30

Sin descripción de imagen

El Secretario de Malvinas de la Cancillería, Guillermo Carmona; dio a entender que el gobierno no renovaría la autorización del vuelo entre San Pablo (Brasil) y Malvinas aprobados por Macri en cumplimiento del Acuerdo Foradori-Duncan. Como variable, propondrían una alternativa con Aerolíneas Argentinas desde Aeroparque o Ezeiza. También evalúan cancelar la cooperación entre el Instituto Antártico Argentino y el British Antarctic Survey.

Aunque la Cancillería Argentina aún no se expidió formalmente, el Secretario Nacional de Malvinas, Guillermo Carmona; expresó que el vuelo semanal de LATAM entre San Pablo (Brasil) y Malvinas, cuyo permiso fue otorgado en 2019 por el Gobierno de Mauricio Macri, como parte de lo establecido con Gran Bretaña en el Acuerdo Foradori-Duncan en septiembre de 2016; “se descontinuó”. Y aunque no significa que exista al momento una resolución de la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC) cancelando los permisos aerocomerciales otorgados durante la gestión Macri, o que se le haya negado a LATAM volver a operar la ruta ya concedida; los hombres y mujeres de consulta de Carmona desde hace meses hablan de la intención (al menos del Secretario), de no dar continuidad con la operación del segundo vuelo a Malvinas, "surgido de una hoja de ruta del macrismo y no de un pacto refrendado por el Congreso". Desde 1999 LATAM cuenta con permiso argentino para operar semanalmente entre Santiago (Chile), Punta Arenas y Malvinas, con escala quincenal en Río Gallegos. Frecuencia que fue discontinuada por decisión de los propios colonos británicos en marzo de 2020 no bien dio inicio la pandemia mundial de COVID-19, de la misma manera que el vuelo desde Brasil. La necesidad del gobierno colonial de las islas de retomar en breve una conexión directa con San Pablo, el principal aeropuerto de Suramérica, en momentos donde ponen en marcha la obra del nuevo puerto de aguas profundas, se proyecta el desarrollo local de la industria pesquera y se renuevan expectativas en materia petrolera con la incorporación de Návitas como socia de Rockhopper; es la expectativa con la que juega la cancillería para intentar abrir un diálogo y una nueva negociación con Gran Bretaña por Malvinas, Como alternativa, la gestión de Alberto Fernández propondría a Boris Johnson, un vuelo directo a las Islas desde Ezeiza o desde el aeroparque metropolitano Jorge Newbery, operado por Aerolíneas Argentinas; asunto que los colonos ya han rechazado de manera tajante. Según el Cronista, fuentes diplomáticas al tanto de las negociaciones con Londres indicaron que "no hay interés en bloquear las islas", sino que se busca "normalizar el Atlántico Sur" y para ello es necesario barrer con pruritos que se arrastran hace décadas. Dicha normalización también incluiría, además, una reducción del arsenal militar que el Reino Unido mantiene en el archipiélago, contrariando resoluciones de la Asamblea General de las Naciones Unidas. "El único vuelo a las islas habilitado toca territorio continental [argentino] cada dos semanas, y si algún argentino quiere viajar, debe permanecer allí 14 días, lo que hace imposible el comercio, el turismo y las visitas al cementerio de Darwin", explicó un funcionario empapado en el tema, respecto al vuelo de LATAM por Chile, con escala en Río Gallegos. "No existe caso en el mundo que luego de 40 años de una guerra y sin tensión bélica se mantenga tal nivel de aislamiento", enfatizó. Por el lado británico, sin embargo, toman nota de los planteos de los malvinenses y anticiparon que no aceptarán condicionamientos antes de sentarse a la mesa a discutir técnicamente la continuidad o no del vuelo Brasil-Córdoba-Malvinas. Otro de los aspectos que también se evalúa cancelar, son los acuerdos de cooperación científica que se especifican en el Foradori-Duncan, “en materia antártica, incluyendo intercambios, actividades conjuntas y acuerdos entre los programas científicos del Instituto Antártico Argentino (IAA) y el British Antarctic Survey (BAS)”, y “el desarrollo de actividades científicas conjuntas en el área de la Convención sobre Conservación de Recursos Vivos Marinos Antárticos (CCRVMA)”, debido a los reiterados incumplimientos por parte del Reino Unido. Fuente: El Cronista https://www.cronista.com/economia-politica/el-gobierno-cancelo-el-segundo-vuelo-a-malvinas-y-pide-a-londres-una-ruta-con-escala-en-buenos-aires/  

Por Agenda Malvinas

Tags

Otras noticias de Nacionales

Te puede interesar

COMENTARIOS

Aún no hay comentarios

Inicia sesión o registrate para comentar.